Con precisión, el campo recupera un 20% de productividad
22/08/2017

Monsanto: “El manejo de información reduce el 40% de riesgos en el agro”

Juan Farinati. Los datos y las tecnologías predictivas aumentaron un 8% en rendimiento del maíz, en la última campaña.

El presidente de Monsanto Argentina, Juan Farinati, dijo que el nivel de introducción de tecnologías en el agro argentino ha sido muy importante durante los últimos años, aunque alertó que estamos transitando un momento donde hay un montón de herramientas nuevas que están impactando en otras industrias pero no en el campo.

“Los datos, la información predictiva, la localización y los drones son nuevos elementos que deberían aplicarse al agro, no solo para aumentar productividad, sino para hacer una agricultura más sustentable”, remarcó agregando que el sector no solo debe basarse en tecnologías en base a productos, sino en aquellas que se relacionan con procesos para una mejor toma de decisiones.

Farinati, comentó que EE.UU. y Brasil van a la vanguardia en el manejo de información, con un amplio número de productores que lograron ser más productivos con una excelente adopción de las buenas prácticas agrícolas.

“En las próximas décadas el mercado se verá sorprendido por las nuevas innovaciones en genética y biotecnología. También por el desarrollo de sistemas integrados con una amplia variedad de productos biológicos y tecnologías de protección de cultivos”, adelantó el empresario.

La tercera carta que tiene Monsanto, tal vez sea la más preciada ya que se relaciona con la conexión de todas las tecnologías a través de las plataformas de información.

Por ahora, los primeros ensayos se hicieron con el cultivo de maíz, donde los resultados en base al manejo de información permitieron aumentar los rendimientos en un 8% y generar una reducción de riegos por el orden del 40%.

“La experiencia permitió a los productores recopilar 7 capas de información diferentes que aglutinaban datos de clima, suelo, texturas, historias de rindes en los lotes y rotaciones. Con ellos, lograron generan un modelo de predicciones que orientó a determinar cómo rendirían los distintos híbridos de maíz a las diferentes situaciones. De ahí la mejor sugerencia se transformó en un archivo digital que direccionó a la maquinara y los implemento agrícola a realizar cada tarea con la dosificación y un nivel de precisión casi exacto, para el logro de los mejores resultados”, resumió Farinati de una forma explicativa simple agregando que todo productor de saber que el campo es diferente en cada metro cuadrado.

No estamos molestos

En referencia de los cuestionamientos por algunas tecnologías, el desarrollo de transgénicos y productos como el glifosato, Farinati manifestó que la firma no se siente molesta, sino que por el contrario, realzo el aval de contar con todos los desarrollos probados y basados en la ciencia.

“Nosotros creemos que hay una oportunidad muy importante en dar mejor información y abrir el diálogo. Nos interesa que vean como producimos semillas y agroquímicos en cada una de nuestras plantas, porque sabemos que nadie dejara de sorprenderse por las normas, marcos regulatorios y niveles de seguridad con que se trabaja”, subrayó.

Estamos en la entrada de un momento que destaca a la Argentina por el alto nivel de profesionalismo y su amplio números de jóvenes que se desempeñan en el sector agropecuario. Esto no sucede en ninguna región del mundo, ya que si comparamos las edades promedios con EE.UU. o Brasil, la diferencia de nuestro país, es 10 años por debajo. Eso hace la diferencia, ya que el sector crece en un ámbito joven, de mayor practicidad y entendimiento.

Compartir:
ASAC
ASAC
La noticia con contenidos propios.